Mucha gente piensa que el sapo es el macho y la rana es la hembra, pero esto no es así ya que hay sapos machos y hembras, y también hay ranas machos y hembras.

Tanto el sapo como la rana son anfibios, es decir que pasan parte de sus vidas en el agua y en la tierra. Además, ambos son vertebrados y su reproducción es ovulípara, lo que significa que nacen de huevos (sin cáscara). Pero ahí terminan sus similitudes.

Diferencias entre el sapo y la rana

Los sapos tienen la piel rugosa, seca y llena de glándulas venenosas que se asemejan a verrugas. Tienen un cuerpo robusto, corto, redondo y más pesado que el de las ranas. Para desplazarse, caminan en lugar de saltar, debido a que sus patas son más cortas que las de la rana. La mayoría de los sapos son de hábitos nocturnos y terrestres, normalmente buscan el agua sólo para reproducirse.

Un sapo común.
Un sapo común.

Las ranas tienen la piel lisa, suave y húmeda. Poseen un cuerpo más esbelto y estilizado, y son más pequeñas que los sapos. Tienen las patas traseras más largas, que les permiten saltar y nadar. Las ranas son de hábitos más bien acuáticos, y pueden ser encontradas también de día.

Una rana común.
Una rana común.

Comentarios