¿Cuál es el satélite natural de la Tierra?

El único satélite natural de la Tierra es la Luna.

El satélite natural de la Tierra

Fotografía de la Luna.
Fotografía de la Luna.

Empecemos por hacer una aclaración que es fundamental para hablar de este tema. Antes que nada se debe comprender que un satélite natural es un objeto que realiza un movimiento alrededor de un planeta de mayor masa, el cual ejerce sobre el satélite una atracción gravitacional. En ese movimiento se describe una órbita. Para el caso particular de la Tierra, tan sólo se puede considerar de esta manera a la Luna.

Características de la Luna

La Luna es el astro más próximo a la Tierra y su único satélite. Se encuentra a una distancia de 384.400 km de la Tierra. Su diámetro es menos de un tercio del terrestre (3.474 km), su superficie es catorce veces menor que la superficie terrestre (37.700.000 km²), y su volumen es cincuenta veces más pequeño que el terrestre (21.860.000 km³).

Comparativa entre la Tierra y la Luna.
Comparativa entre la Tierra y la Luna.

No cuenta con luz propia

La Luna no tiene luz propia, sino que refleja la luz que recibe del Sol. Tampoco presenta agua ni atmósfera, por lo tanto no hay vida en ella. Su superficie está formada por llanuras, altas montañas, enormes cráteres y zonas deprimidas llamadas mares.

Movimiento de rotación y de traslación

Exactamente como ocurre con el caso de la Tierra, en la Luna también se presentan dos movimientos, los cuales se describen por la fuera gravitatoria que esta realiza en dos movimientos: uno sobre sí misma, alrededor de su eje (rotación); y otro alrededor de la Tierra (traslación). Curiosamente la Luna tarda el mismo tiempo en dar una vuelta sobre sí misma que alrededor de la Tierra, por lo que siempre vemos la misma cara de la Luna, una de las tantas particularidades que se pueden describir en torno a este satélite terrestre.

¿Por qué parece que cambia de forma?

Otra de las particularidades a resaltar sobre ella, es que la Luna parece cambiar de forma, pero ésto no es realmente así. En realidad la Luna no cambia de forma, lo que ocurre es que vemos solamente la parte iluminada por el Sol. Esta parte iluminada va variando en función de la posición de la Luna a medida que gira alrededor de la Tierra, dando lugar a las llamadas fases lunares.

Diferentes fases lunares.
Las diferentes fases lunares.

 

Comentarios