Los gametos son las células sexuales encargadas de la reproducción. En el ser humano, los gametos femeninos son los óvulos y los gametos masculinos son los espermatozoides.

Gametos femenino y masculino.
Gametos masculino y femenino.

Los gametos son células haploides, es decir que tienen la mitad del número de cromosomas (23) que el resto de las células del cuerpo (células somáticas), que poseen 46 cromosomas cada una. Esta reducción de cromosomas en las células sexuales se debe a que durante la fecundación se deben unir los cromosomas del óvulo (23) con los cromosomas del espermatozoide (23) y dar origen a un nuevo ser con el total de los 46 cromosomas que posee el ser humano.

Los gametos son producidos por las gónadas (órganos reproductores: ovarios y testículos), mediante un proceso denominado gametogénesis. Durante la gametogénesis se produce una serie de divisiones celulares (meiosis), en la que a partir de una célula diploide (46 cromosomas) se originan cuatro células haploides (23 cromosomas), que son los gametos.

Cuando ambos gametos -femenino y masculino- se unen, durante la fecundación, dan origen a una célula denominada cigoto o huevo fecundado. A partir del cigoto se origina un nuevo individuo, de la misma especie, y que presenta características de ambos progenitores. El cigoto es una célula diploide (46 cromosomas), ya que se forma a partir de la unión de un gameto femenino (23 cromosomas) y un gameto masculino (23 cromosomas).

Proceso de la fecundación.
Esquema de la fecundación.

Comentarios