La sangre tiene un pH que oscila entre 7,36 y 7,42 (siempre y cuando sea sangre circulando por el cuerpo). Si el pH es menor se dice que la sangre presenta acidosis y si es mayor se lo conoce como alcalosis.

El correcto equilibrio del pH en la sangre es considerablemente importante para la vida, el pH en cuestión en realidad es utilizado como una especie de medición de la alcalinidad o acidez de alguna clase de sustancia, de esta manera indica el porcentaje de hidrógeno que vamos a encontrarnos en ella, todo esto cuando se miden la cantidad de iones ácidos (H+)

sangre

Por lo tanto podemos decir que nos encontramos con una escala en el pH la cual puede ir variando desde 0 a 14, generalmente el valor de pH neutro es la mitad, osea siete, ya sea que baje o suba se le considerara alcalino.

Lo correcto seria que nuestra sangre sea muy levemente alcalino, esto significa entonces que el nivel de pH que deberíamos mantener es entre 7,36 y 7,42. Aunque las opiniones con respecto a esto se han dividido ya que en muchos países desarrollados las personas llegan a sufrir acidosis la cual esta relacionada con la forma de alimentarnos, ciertos hábitos, las emociones, etc.

Ahora si tienes valores de pH que son menores a los mencionados anteriormente se debe considerar ese pH ácido, mientras que un valor que supere el 7 seria alcalino, sin embargo hay que tener en cuenta que si la alcalinidad llega a 7,8 seria fatal, de esta manera si bajamos a 7,1 se entra en un estado de coma y efectivamente falleceríamos cuando el pH termina de bajar a 6,9.

Comentarios