¿Como respiran los peces debajo del agua?

Para respirar debajo del agua los peces han desarrollado branquias. Las branquias son órganos que captan el oxígeno disuelto dentro del agua de ríos y mares.

Respiración de los peces

Para poder mantenerse por debajo del agua por un periodo de tiempo tan extenso como ocurre con los peces, su cuerpo está perfectamente acondicionado para la captación de oxígeno bajo el agua, razón por la cual disponen de branquias.

En ese orden de ideas, gracias a los capilares en las branquias es posible que el pez pueda absorber oxígeno y liberar dióxido de carbono (por eso mismo son tan rojas). El proceso es bastante similar al que se efectúa en los pulmones de los animales con las diferencias del medio de intercambio (agua en lugar de aire).

(Branquias en un pez)

Ubicación de las branquias

Ahora bien, en lo que respecta a las branquias están entonces ubicadas entre lo que es la boca y la faringe, en este lugar es por donde el pez toma oxígeno para respirar. En términos generales el proceso hay que entenderlo como un procesamiento que se hace en el interior de los peces en torno al agua, ya que lo que ocurre, es hacer que esta vaya ingresando por las branquias cuando la boca se abre y los vasos sanguíneos que se encuentran ahí toman el oxígeno para luego trasportarlo hacia la sangre.

El opérculo

En los peces más comunes, o sea los óseos, tienen los mismos unas branquias que se llaman opérculo. Una vez que el pez abre la boca, el opérculo se cierra y lo que hace esto es mantener el agua en la misma, cuando la boca se cierra el opérculo hace lo contrario y de esta forma el agua puede llegar a las branquias, en donde el oxígeno se lleva como dijimos anteriormente a la sangre por los vasos sanguíneos. En otras palabras, se hace el procesamiento al que se hizo alusión en el párrafo anterior, para la captación del oxígeno que requieren los peces.

Otros casos particulares

Hay que tener en cuenta que existen una gran variedad de peces y por ejemplo el atún no tiene un sistema tan desarrollado como el que comentamos anteriormente por lo que deben dejar su boca más tiempo abierta para que de esta forma el oxigeno pueda llegar a la sangre.

Branquias internas y externas

Las branquias internas son órganos constituidos por cuantiosos filamentos branquiales que pueden estar ubicados en las ventanas de la laringe de un pez óseo. Exhiben una elevada vascularización, por ello la tonalidad rojiza. Se encuentran presentes también en el interior del manto de los calamares y de los pulpos.

Las branquias externas en los vertebrados, se exhiben como filamentos bifurcados bastante vascularizados que brotan en cada lado del cuello del animal; en los sapos y las ranas (anfibios sin cola), sólo durante la etapa de renacuajo, en salamandras acuáticas adultas.

Intercambio de gases en los peces

Se genera  a través de un mecanismo llamado sistema de intercambio a contracorriente: las branquias, la sangre, llega circular contrariamente al agua, facilitando la extracción de oxígeno por difusión.